Compañía

Compañía

Carta del presidente

Informe Anual 2017

Estimados:

Permítanme empezar esta carta hablando de seguridad y salud. En 2017, gracias al trabajo y al compromiso de todos y cada uno de los que formamos Abengoa, registramos una cifra récord en materia de seguridad y salud. Y es que, además de haber completado el año pasado sin accidentes fatales ni de especial gravedad (ni en nuestro personal propio ni en el de nuestras subcontratas), hemos mejorado en tres puntos el Índice de Frecuencia de Accidentes con Baja (IFCB)1, pasando de los 7,6 en 2016, a los 4,6 en 2017.

A pesar de los logros conseguidos en esta materia, durante 2018 seguiremos trabajando en este sentido, ya que resulta un área prioritaria de la compañía, intrínseca de su cultura empresarial, así como de cada una de las personas que trabajan en ella.

Y, ahora, en cuanto al negocio. Aunque también 2017 ha sido un año complejo para Abengoa en numerosos frentes, en este período hemos podido constatar que la compañía mantiene intacta su capacidad para conseguir contratos de EPC en los sectores de energía, agua, y transmisión e infraestructuras.

Prueba de ello es que, durante 2017, la compañía ha ganado importantes proyectos en países de referencia como Argentina, Chile, Reino Unido, Arabia Saudí, Marruecos, Omán y Túnez, entre otros.

Así, hemos sido seleccionados por la Sociedad Nacional de Explotación y Distribución de Agua de Túnez (SONEDE), bajo tutela del Ministerio de Agricultura, Recursos Hidráulicos y Pesca de este país, para la ejecución de un proyecto de desalación. Un consorcio liderado por ACWA Power nos ha adjudicado la construcción de una nueva desaladora en Omán. En Arabia Saudí, vamos a construir nuestra mayor desaladora hasta la fecha (250.000 m3/día), adjudicado también por ACWA Power y teniendo como cliente final la Saline Water Conversion Corporation). Y con la ONEE (Office National de l’Electricité et de l’Eau Potable) y el Ministerio de Agricultura, Pesca Marítima, Desarrollo Rural y de Aguas y Bosques de Marruecos, hemos suscrito dos contratos para el desarrollo en la región de Agadir del mayor proyecto de desalación para uso combinado de agua potable y regadío del mundo que, a su vez, ofrece la posibilidad de abastecimiento eléctrico a partir de energías renovables.

A estos se suman la interconexión eléctrica de un parque eólico y de una nueva subestación eléctrica en Argentina; dos nuevos proyectos en el sector espacial para la European Launch Vehicle SpA (ELV) y para Airbus Defence and Space; la ampliación de una planta de tratamiento de agua de un ciclo combinado en México para Gas Natural Fenosa; y nuevos proyectos de transmisión eléctrica en Uruguay y Chile (adjudicación por Transelec de una línea de alta tensión y actuaciones en las subestaciones de Kimal y Los Changos), entre otros recién adjudicados.

No obstante, tan importante es la adjudicación de nuevos contratos como la culminación de los proyectos que tenemos en cartera que son, además, la mejor garantía de éxito de cara a nuestros clientes y al resto de grupos de interés. En 2017, la compañía obtuvo la recepción definitiva de Xina Solar One, su tercera planta termosolar en Sudáfrica. Gracias a la construcción de estas tres plantas (KaXu, Khi y XiNa), la tecnología de Abengoa abastece de energía limpia a más de 220.000 hogares sudafricanos y evita la emisión a la atmósfera de 831.000 toneladas de CO2 equivalentes al año. 

Además, la compañía también ha recibido el permiso para proceder (Notice To Proceed o NTP) de la primera planta que producirá combustibles para la aviación a partir de Residuos Sólidos Urbanos (RSU) con tecnología de gasificación en Estados Unidos. Por otra parte, hemos realizado la conexión a la red de los primeros 62 MW -la totalidad de los 100 MW de los que consta la planta se han ultimado a inicios de 2018- de la planta fotovoltaica del complejo solar Cerro Dominador, en Chile, así como la recepción definitiva de una desaladora en Argelia, la tercera que desarrollamos en este país, y de otros proyectos en México, Perú, India y Omán.

Asimismo, a lo largo de 2017 hemos continuado trabajando en la construcción de proyectos emblemáticos como, en Arabia Saudí, Waad Al-Shamal, la mayor planta híbrida solar-gas del mundo; o el campo solar de Agua Prieta, nuestra primera central termosolar en México, que se integrará con un ciclo combinado para formar la primera planta híbrida solar-gas de este país.

Actualmente, con 12.468 personas empleadas2, tenemos presencia en 29 países y generamos un resultado operativo antes de amortizaciones (EBITDA) recurrente de 127 millones de euros al cierre del año.

En 2017, también se ha avanzado de manera notable en el programa de desinversión de activos que establece el plan de viabilidad financiera de Abengoa. El acuerdo para la venta del 25 % de Atlantica Yield a la compañía Algonquin Power & Utilities Corp. supuso uno de los grandes hitos del pasado año. De la firma de este contrato nace además Abengoa-Algonquin Global Energy Solutions (AAGES), una joint venture que traerá nuevas oportunidades de negocio para Abengoa.

Asimismo, hemos alcanzado acuerdos con compañías como Trilantic Europe, para la venta de las cuatro plantas de bioetanol que Abengoa poseía en España y Francia. Con el consorcio formado por Macquarie Capital y Techint Ingeniería y Construcción acordamos la venta de la central de ciclo combinado Norte III, en México. Además, en el marco de la reestructuración de la deuda que la compañía mantiene en Brasil, se ha producido la venta de las líneas de transmisión en operación (líneas “brownfield”) de Abengoa en este país al fondo de inversión estadounidense Texas Pacific Group (TPG).

Junto con la venta de activos, continuamos avanzando en nuestro plan de reducción de gastos generales con el fin de optimizar todos los recursos con los que la compañía cuenta. En 2017, hemos logrado reducir nuestros gastos generales en más de un 40 % respecto al año anterior. Por ello, estamos convencidos de que, si seguimos la ruta establecida en nuestro plan de viabilidad, Abengoa volverá a ser un referente en su sector. Al igual que estamos adaptando el negocio a la nueva realidad de la compañía, también se está llevando a cabo la adaptación a la nueva estructura organizativa. Esta iniciativa se está llevando a cabo siempre buscando el consenso entre todos los implicados, así como la eficiencia en la gestión.

Durante 2017 Abengoa alcanzó un acuerdo de reestructuración con sus acreedores en Brasil, siendo éste homologado judicialmente. A partir de este hito se ha iniciado el proceso de implementación del nuevo plan de negocio también en esta geografía. A esto se ha unido la homologación de nuestro acuerdo con acreedores en Abengoa México en las primeras semanas de 2018.

Así pues, una vez hecho balance de nuestro 2017, uno de los principales objetivos del año próximo será asegurar una ejecución impecable, innovadora y eficiente en cada uno de nuestros proyectos, así como conseguir los máximos estándares de satisfacción de nuestras actuaciones. Quiero señalar muy especialmente que en 2018 esperamos concluir la construcción de la planta de cogeneración A3T en México, otro elemento clave de nuestro programa de reestructuración aprobado en 2016.

Al mismo tiempo, estaremos enfocados en cumplir con el resto de nuestro programa de desinversiones y perseverar en la reducción de nuestros gastos generales para poder retornar a una senda de generación de caja sostenible y creciente. Para ello, uno de nuestros principales objetivos es mantener un rumbo firme hacia mayores cotas de contratación, a medida que vayamos cerrando los proyectos y actividades que en la actualidad estamos desarrollando, en consonancia con nuestro plan de viabilidad.

Nuestra focalización en aquellos mercados y geografías principales en los que estamos operando se está revelando acertada y, en el corto plazo, hay una evolución positiva en materia de nuevo negocio. Nuestra presencia en América Latina, Oriente Medio, Norte de África y ciertos países europeos nos está generando una importante actividad. Tenemos, además, grandes esperanzas puestas en la reactivación de otros mercados en los que estamos alcanzando una buena presencia y reputación, como el sudafricano.

En lo que respecta a nuestra actividad en los campos tradicionales, energía, agua y transmisión e infraestructuras, así como los servicios asociados de operación y mantenimiento, hemos hecho grandes avances para recuperar notoriedad, presencia y reposicionarnos ante clientes con los que, en muchos casos, ya había existido una relación de cercanía y trabajo en común en el pasado. Agradecemos su confianza renovada en la realización de nuevos proyectos y actuaciones que vienen a reafirmar nuestra hoja de ruta.

No querría terminar esta carta sin antes transmitir mi más sincero agradecimiento a nuestros grupos de interés: clientes, empleados, accionistas, acreedores financieros y proveedores, entre otros muchos, por la confianza, la paciencia y el compromiso depositado en nuestra compañía.

Les garantizo que no será en vano y les animo a seguir compartiendo con nosotros todos los éxitos cosechados. Con todo, Abengoa seguirá trabajando con la convicción de estar progresando en la dirección correcta y con nuestro mayor ánimo.


1 IFCB = (Nº Accidentes con baja/Nº Horas Trabajadas) *1.000.000. Incluye personal propio y subcontratas.

2 Datos a cierre del año 2017.

 

Gonzalo Urquijo Fernández de Araoz
Presidente de Abengoa



© 2011 Abengoa. Todos los derechos reservados